Inicio Deporte Nacional Futbol Un Djokovic pletórico brilla en Australia

Un Djokovic pletórico brilla en Australia

1
0

Después de una semana renqueante, Novak Djokovic volvió. Sin resentirse de su lesión en la pierna izquierda, el astro serbio se mostró pletórico este lunes para avanzar a los cuartos de final del Abierto de Australia con una lección ante la última esperanza local.

En poco más de dos horas, el serbio de 35 años endosó un contundente 6-2, 6-1, 6-2 al australiano Álex de Miñaur que, a pesar del apoyo del público de la Rod Laver Arena, no pudo hacer nada contra el nueve veces ganador de este Grand Slam que, liberado del dolor, ya piensa en el trofeo.

“Hace una semana, no pensaba en el título, solo pensaba en estar en condiciones para jugar el próximo partido. Hasta esta noche. Esta noche, de la forma que he jugado y me he sentido, me da motivos para creer que puedo ir hasta el final”, afirmó en rueda de prensa.

Tras tres partidos a medio gas por las molestias de la lesión muscular en su pierna izquierda, Djokovic saltó a la pista determinado a “ganar en tres sets” y plantarse por décimatercera vez en cuartos de final de Melbourne, donde espera el ruso Andrey Rublev.

Aunque el australiano de 23 años, de padre uruguayo y madre española, dijo en la previa que estaba “preparado para la batalla”, la emoción duró apenas cuatro juegos, el tiempo que tardó Djokovic en pisar el acelerador en búsqueda de los 22 Grand Slams del español Rafael Nadal.

Con una racha de cuatro juegos seguidos y apenas cuatro puntos en contra, el serbio cerró el primer set y continuó el atropello en el segundo, en el que un celebrado saque directo de De Miñaur en el sexto juego evitó el rosco.

Cuatro juegos seguidos para empezar el último decantaron la 25ª victoria consecutiva de Djokovic en Melbourne. “Si este es el nivel, creo que se va a llevar definitivamente el título”, dijo De Miñaur, quien dijo haberse encontrado con “un Novak muy cerca de su mejor versión”.

“He jugado el mejor partido de este año hasta ahora”, dijo el serbio todavía en la pista. “Cuando mi cabeza está liberada, esto es lo que courre”, apostilló después en rueda de prensa.

– La suerte de Rublev –
En cuartos, se enfrentará a Rublev que, incluso antes de conocer su oponente, reconocía que “nadie quiere enfrentarse a Novak”.

Con sangre fría y un punto de fortuna, el ruso número seis del mundo se impuso en cinco sets (6-3, 3-6, 6-3, 4-6, 7-6 [11/9]) al joven talento danés Holger Rune, que desaprovechó dos pelotas de partido y una ventaja de 5-0 en el desempate final.

Para colmo, como en un guiño a la película “Match Point” de Woody Allen, el partido se decidió con un resto de revés de Rublev que, después de golpear en la red, murió en el campo de un Rune que no daba crédito.

“Probablemente es el momento más afortunado de mi vida. Ahora puedo ir al casino. Si apuesto, seguro que gano”, dijo un aliviado Rublev, que había remontado un 5-2 en contra en el set definitivo.

El danés de 19 años no había cedido hasta ahora un set en Melbourne, pero le tembló la muñeca en un encuentro que terminó con 60 errores no forzados y 12 dobles faltas. “Esta duele mucho. Fue muy ajustado, tuve mis opciones” pero “la suerte estuvo de su lado”, dijo.

El otro enfrentamiento de cuartos en esta parte del cuadro será 100% estadounidense entre el joven Ben Shelton, el primer debutante en llegar a esta ronda en 20 años, y Tommy Paul, que derrotó al último español en el cuadro, Roberto Bautista.

Buscando sus segundos cuartos en Australia tras derrotar al heroico escocés Andy Murray, Bautista quedó anulado ante un Paul que, con saques directos, derechas ganadoras y unas rápidas piernas que llegaban a numerosos golpes, acabó imponiéndose por 6-2, 4-6, 6-2, 7-5.

Artículo anteriorUruguay se pasea ante Chile en su debut sudamericano en Colombia
Artículo siguienteSabalenka accede a cuartos de final en Australia y Garcia queda eliminada